Hidropónico

3 artículos

Que es la hidroponía

El término hidroponía deriva del griego y se puede traducir a nuestro idioma cómo trabajo de agua. Comprende un conjunto de técnicas que intentan sustituir el suelo para cultivar una planta (también se conoce cómo agricultura sin suelo).

Con un sistema de cultivo hidropónico tendremos la capacidad de diseñar estructuras simples o complejas según las condiciones que cada planta necesite para sobrevivir. Para ello, seremos capaces de utilizar prácticamente cualquier entorno. Por ejemplo, podemos aprovechar un jardín, azoteas, terrenos más complicados y no importará ni las dimensiones que ocupen o que vayan a ocupar las plantas, ni su estado físico.

Por ejemplo, el cultivo hidropónico de marihuana está a la orden del día. El único problema sobre estos sistemas es que no hay mucha información, lo que hace que mucha gente piense erróneamente que se trata de algo muy complicado de implantar.

Nada más lejos y es que para implantar sistemas de cultivo hidropónico tan sólo necesitaremos estos elementos básicos: Solución nutritiva + medios de anclaje y sostén (sustratos y estructuras)

Ventajas de un sistema hidropónico

Para que te termines de convencer de las ventajas del cultivo hidropónico para maría, vamos a ver algunas de sus principales ventajas:

Nutrición de la planta

Sobre el suelo es complicado controlar la nutrición debido a lo mucho que pueden variar las condiciones del ambiente de un momento a otro. En el caso de este sistema “sin suelo” se tiene una mayor estabilidad, pudiéndose controlar mejor y corregir en cualquier momento.

Espacio

La planta sobre suelo tiene limitada su fertilidad y la densidad de la plantación será más reducida. Con un sistema hidropónico se trabaja con elevadas densidades, además de aprovecharse mejor el espacio y la luz.

Control de maleza

En las plantaciones hay mayor riesgo de que se presente maleza. En los sistemas de cultivo hidropónico disminuye la población, por lo que el riesgo de que se produzca maleza será casi nulo.

Enfermedades

Las enfermedades y los patógenos tienden a desplazarse a través del suelo. Si no hay suelo no existen estos patógenos, por lo que la planta no se podrá infectar.

Agua

Las plantas que están en el suelo tienen lo que se denomina tendencia a estrés hídrico; esto se produce debido a que, aunque en el suelo hay agua, la planta no puede acceder a toda. Con las técnicas hidropónicas, las plantas siempre tienen el agua disponible, por lo que no se producirá este estrés y el crecimiento será favorable.

Desventajas de un sistema hidropónico

Pero no todo podía ser bueno; lo cierto es que los sistemas de cultivo hidropónico tienen asociadas estas desventajas:

Control estricto del riego

El cultivador tendrá que controlar de forma más específica el riego que, además de ser suficiente, también se debe de mantener constante en el tiempo.

Automatización

Aunque se puede controlar el riesgo con sistemas de automatización, estos requerirán un determinado gasto de energía.

Coste de la instalación

Obviamente, no gastará lo mismo el mantenimiento simple de una maceta que si contaste con riesgo automático.

Mantenimiento de la hidroponia

Mantenimiento del agua

El agua en un sistema de cultivo hidropónico de marihuana se debe de mantener oxigenada, y para ello se usará una bomba de aire y piedra difusora.

Temperatura y PH

La temperatura del agua debe de ser de 18ºC y el PH de 6.0. Si la temperatura fuese menor habrá que agregar un tanque de agua para fijar al calentador.

Niveles de EC

Los niveles de EC deben de estar comprendidos entre 1.6 y 18.

Trasplante

Para hacer el trasplante habrá que mantener una humedad relativa del entorno de entre el 65 y el 70%. Además de mantener el foco a una altura de 1 metro.

Con esta información ya puedes adquirir un kit hodropónico con todo lo que necesites para cultivar.